Entidad despide 2018 con desafíos superados

imagen1

Liquidez, solvencia y transparencia son los principales resultados edificados por la institución en este 2018

 

Un ameno encuentro entre socios, directivos y representantes de cooperativas fraternas se vivió durante la Cena de Fin de Año de la Cooperativa de Sanidad Militar (Coopersam). A pesar de las dificultades que se presentaron en el 2018, la entidad logró cerrar un año de crecimiento exponencial. El presidente de la institución, Dejesús Brítez Peña, informó durante el evento que cierran el año con más de G. 150.000 millones de activos y una baja morosidad. “Este año se aplicaron nuevas disposiciones en cuanto a los descuentos que se le realizan a los funcionarios públicos, esto nos afecta. Estamos trabajando en un proceso de reingeniería, para que todos se adapten a un nuevo sistema de cobro y se evite la morosidad”, explicó. Los activos crecen de forma considerable y esto se consigue gracias a la confianza instalada en los socios. La buena gestión, la transparencia y el esfuerzo de todas las partes son los pilares de estos avances. Este ecosistema positivo trae consigo exigencias para prevenir caer en dificultades. Ese es el motivo por el cual la institución trabaja con mucho empeño en sistemas de riesgos que mantengan sólidas y sanas todas las estructuras. Inicialmente, la cooperativa solo tenía las puertas abiertas para los uniformados de la sanidad militar. El deseo de acercar calidad y nivel de vida a más gente fue el factor que motivo la apertura de la membresía a otros sectores de la milicia. En la actualidad, ya suman más de 10.000 socios. Otro evento de gran envergadura que demostró la integración y unidad de la cooperativa con sus socios fue el Torneo de Fútbol. El certamen contó con tres categorías y compartieron en el más de 2 mil socios. El compromiso con la comunidad en su área de influencia es fundamental. La institución acompaña con donaciones a instituciones educativas y es responsable de un proyecto de hermoseamiento con la plantación de árboles en el centro asunceno.

Entidad crece firme y sólida por sus socios

La décima segunda edición de la Cena de Fin de Año sirvió para confraternizar con socios, directivos e invitados especiales. La institución busca la integración de la familia y la unidad de los socios. “Celebramos la salud financiera y el crecimiento social. El socio tiene productos competitivos y ventajosos. Ellos siempre buscan la afectividad, la buena atención y un buen acompañamiento en sus necesidades. Todo esto encuentran en nuestra cooperativa”, dijo Elizardo Paredes, gerente general de la cooperativa. La nueva legislación sobre los descuentos directo sobre los salarios de los socios fue un golpe duro para la entidad, pero la conciencia de la membresía ayuda a paliar la situación. De igual forma, se trabaja en nuevas estrategias para acercar otras opciones. Las nuevas proyecciones que el Consejo de Administración pretende encarar se centran en la construcción de un estacionamiento en la casa central. Las calles asuncenas están muy saturadas y los directivos quieren dar una solución a este problema. La cartera de créditos, de socios y de ahorro van en constante crecimiento. La institución apunta cada día a mejorar sus servicios, acercando bajos intereses en los productos financieros. La membresía no solo tiene a disposición los créditos o cajas de ahorros. Coopersam muestra su compromiso social a través de los convenios firmados con centros médicos para el cuidado de la salud y otro comercios que tienen productos para el consumo diario a bajo precio. Otro punto fuerte de la entidad es el avance tecnológico. Cuenta con propuestas prácticas y cómodas para que los socios hagan.

 

Archivo de Noticias

Gente de Prensa