SNEC se consolida y es agente de cambio en las cooperativas

imagen1

En el 2019, se presentan aumentos en cuanto a la cantidad de cursos y facilitadores habilitados. Las personas demuestran interés en este modelo y forman parte de ello para educar en las cooperativas.
 
 
Este proyecto, iniciado en el 2017, nació con la finalidad de formalizar la educación en las cooperativas, trazar una malla curricular y potenciar la base dirigencial, para conseguir mejores resultados en el escenario financiero, económico y social. La buena gestión repercute en beneficios para la membresía.
 
A tres años de su implementación, el Sistema Nacional de Educación (SNEC) avanza y se afianza con sus fines, objetivos y metas específicas. Un gran logro para el sector es la virtualización de los módulos para la capacitación a distancia.
 
Para ello utiliza las TIC y la aplicación de estrategias de dinamización de los procesos educativos esenciales para la realización de cursos por medio de la modalidad b-learning, esto permite la democratización de la educación cooperativa en los medios.
 
La evaluación permanente del sistema permite identificar fortalezas tales como la formación específica y permanente de los nexos técnicos y facilitadores por medio de jornadas y talleres de participación activa que permiten reflexionar sobre la práctica cotidiana y sobre los desafíos que aún se plantean en el sistema.
 
Además, se logró la revisión y enriquecimiento del Programa de Educación Cooperativa (PEC), por medio de la intervención de expertos y especialistas en diversos ámbitos del conocimiento y especializados en el sector cooperativo. Otro factor importante es el afianzamiento de la educación integral mediante el desarrollo de las dimensiones conceptuales, actitudinales y procedimentales.
 
 
Fortalecer el sistema y acercar temas de interés es la misión
 
La presidenta de la Confederación Paraguaya de Cooperativas (Conpacoop) valora los logros que se tienen con el sistema, y entiende que la capacitación debe ser permanente, por ello el auditorio cada vez es más exigente y se debe trabajar en nuevos temas.
 
“Esto es muy importante, estamos satisfechos. Lo que no quiere decir que no tengamos que hacer evaluaciones y ver en que podemos mejorar. Nos damos cuenta que los dirigentes necesitan mayor capacitación en cuestiones técnicas, financieras y de normativas”, afirmó.
 
Paraguay ha creado un modelo de educación cooperativa que es único en la región y llama la atención de cooperativas de otros países. La cooperativa de tercer grado trabaja con sus socias y técnicos para fortalecer los mecanismos y los temas, para instalar el buen aprendizaje en la dirigencia cooperativa.
 
La capacitación para el directivo y el gerente es una obligación, eso es lo que establece la normativa del Incoop.

Archivo de Noticias

Gente de Prensa